Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

Aprende de los comentarios de tus profesores con estos sencillos tips

La retroalimentación es la mejor manera de entender qué estás haciendo bien, qué necesitas mejorar y cómo puedes lograr resultados. Aunque a veces puede resultar abrumador, la retroalimentación es esencial para crecer y alcanzar todas tus metas académicas. Por eso, hoy vamos a hablar sobre las mejores formas de aprender de los comentarios de tus profesores y monitores, incluso cuando no estés completamente de acuerdo con ellos.

La retroalimentación es la mejor manera de entender qué estás haciendo bien, qué necesitas mejorar y cómo puedes lograr resultados.

 

Escucha y mantén la mente abierta:

Sabemos que recibir comentarios sobre tu trabajo puede resultar incómodo e incluso frustrante. Sin embargo, para aprovecharlos al máximo, es importante que estés dispuesto a escuchar de verdad y a mantener la mente abierta porque recibir una retroalimentación detallada es una oportunidad para crecer, aprender y ver las cosas desde una perspectiva diferente. Además, asegúrate de tomar notas sobre lo que te digan, para que puedas reflexionar sobre los comentarios que recibas sobre tus exámenes o tareas.

 

Aprende a aceptar cumplidos:

La retroalimentación también puede incluir comentarios positivos, ¡pero no dejes que se te suban a la cabeza! Tómate un momento para reflexionar sobre lo que estás haciendo bien para que puedas llevar esa misma energía y estrategias a las áreas donde estás teniendo problemas. Igual que con la crítica constructiva, la clave es escuchar lo que te digan y luego tomarte un momento para celebrar tus logros. Además, recuerda repetirte esos comentarios positivos cuando te sientas deprimido porque es normal tener dificultades con diferentes temas y materias, pero hay otros en los que eres una estrella de rock, ¡así que no lo olvides!

 

Si no estás seguro de que debes hacer para mejorar: ¡pregunta! Tus docentes, monitores y consejeros están allí para ayudarte a lograr tus objetivos, así que si no sabes por donde empezar, pídeles sugerencias o crea un plan con ellos.

 

Pregunta a tus profesores cómo puedes mejorar:

Si no estás seguro de que debes hacer para mejorar: ¡pregunta! Tus docentes, monitores y consejeros están allí para ayudarte a lograr tus objetivos, así que si no sabes por donde empezar, pídeles sugerencias o crea un plan con ellos. En este sentido, es importante abordar los comentarios uno por uno. Es más probable que mejores en general si lo tomas paso a paso que si tratas de abordar todas las críticas a la vez, ya que puedes terminar sintiendote abrumado y frustrado.

 

Cultiva una mentalidad de crecimiento:

Mira los comentarios como un desafío y como oportunidades para crecer y aprender. Lo más importante es que creas que puedes mejorar con la actitud y la ayuda adecuadas. Cultivar una mentalidad de crecimiento te ayudará a evitar tomarte las cosas de forma personal y, en cambio, aprenderás de tus errores y podrás crear metas basadas en las críticas y elogios.

 

Organiza reuniones con tus profesores para hablar de tu progreso:

No esperes hasta el próximo examen o trabajo para abordar los comentarios de tu profesor y tu plan de acción. Habla con ellos a menudo sobre lo que estás haciendo para mejorar y pregúntales su opinión sobre tus estrategias. Es probable que puedan darte consejos muy útiles gracias a su experiencia.

 

Saber cómo recibir comentarios es una habilidad muy importante para tener éxito en el colegio y en tu futura vida profesional. Y todos hemos aprendido y mejorado gracias a que hemos sabido escuchar y crear planes de acción adecuados.

 

Saber cómo recibir comentarios es una habilidad muy importante para tener éxito en el colegio y en tu futura vida profesional. Aunque a veces puede ser difícil mantener la mente abierta cuando las personas comentan tus trabajos o desempeño, recuerda que todos hemos estado en esa posición alguna vez, ¡incluso tus profesores y monitores! Y todos hemos aprendido y mejorado gracias a que hemos sabido escuchar y crear planes de acción adecuados.

 

¡Sigue nuestro blog y otras redes sociales para aprender cómo tener éxito como estudiante en el siglo 21!